Fight Club – Chuck Palakniuk

“La publicidad nos hace desear coches y ropas, tenemos empleos que odiamos para comprar mierda que no necesitamos. Somos los hijos malditos de la historia, desarraigados y sin objetivos. No hemos sufrido una gran guerra, ni una depresión. Nuestra guerra es la guerra espiritual, nuestra gran depresión es nuestra vida. Crecimos con la televisión que nos hizo creer que algún día seriamos millonarios, dioses del cine o estrellas del rock, pero no lo seremos y poco a poco lo entendemos, lo que hace que estemos muy cabreados.”

Resultado de imagen para fight club book

Destruye cada escalón del sistema

Advertencia: Spoilers

Construir un producto antisistema surge a partir de una crítica ante la globalización como un intento férreo de demostrar que tu voz puede destacar entre una masa de gente y puede ser individualizada. Sin embargo, ¿Hasta qué punto el sistema te ha marcado y ha destruido toda esperanza de un futuro mejor? Fight Club juega con las ilusiones de un hombre que nunca encajó y que soñaba por dejar su marca en el mundo.

Él es un perdedor, una persona que nunca alza la voz y que se pierde entre la multitud, odia su vida y cómo ha perdido oportunidades, asiste cada día de la semana a reuniones de alcohólicos anónimos, a círculos de ayuda ante enfermedades terminales, ver la miseria ajena y la sinceridad frente a la muerte lo hace sentir vivo.

En medio de la inconformidad conoce a Tyler Durden, alguien seguro de sí mismo, confiado, contrario a todo lo que él representa. Lo admira y envidia, calla ante sus consejos y funda un espacio en donde la razón se diluye, donde los golpes y la ira corroen todo argumento y donde todo hombre lucha sus propias batallas en venganza del averno de la monotonía, él y Tyler Durden fundan el Fight Club.

A diferencia de la película, el libro no tiene un tono sarcástico, el protagonista bien es miserable pero su dualidad frente a Tyler es más notoria, su desesperación y encierro por intentar destacar en la sociedad se evidencia más a través de los diálogos. La historia en ambas versiones representa un vórtice donde él es atrapado bajo sus propios demonios y donde terminan consumiéndolo por nunca haber encajado en el mundo.

El libro se lee rápido y no representa mayor peso en cuanto a ritmo, pese a ello la película podría contemplarse más completa dadas las incorporaciones del director. En el libro es evidente que las piezas se presentan de forma abrupta y el lector deberá ser más deductivo que en el producto audiovisual.

Los personajes en ambos casos son marginados del sistema que hacen todo lo necesario por sentirse vivos, se excusan por ver otro día más pero huyen de las verdades más crueles: enfrentarse a sí mismos.

No es recomendable. (Más la película, en mi opinión personal)

@Chdnk

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s